Taiwán votará para elegir su nuevo presidente con el fantasma de la reunificación china en el tablero

Según datos de Jean-Michelle Cole (2024), menos del 2% de los taiwaneses desean unirse con sus pares continentales y 6% cree que deben avanzar en esa dirección en el futuro
Taiwán: Foto de Markus Spiske en Unsplash

La República de China (Taiwán) una isla relativamente pequeña ubicada en el Pacífico, concretamente, en el Sudeste asiático a poco menos de 200 kilómetros del gigante asiático, es decir, de China continental. La nación insular, posee una extensión de 35.980 km cuadrados, con una longitud máxima de menos de 400 km, aunque con una población de 23 millones y medio de almas. Pero esta nación insular, posee un conjunto de particularidades que pese a lo remoto y lo relativamente pequeño de su superficie territorial y población, la colocan en el epicentro de la política global. La gran pregunta entonces es ¿por qué?

El mundo del siglo XXI, China se volvió en el gran exportador mundial superando a EEUU y Alemania, sin embargo, la insular Taiwán es el mayor productor mundial de chips y si se trata de los wafer-chips, es decir, los chips de tecnología más avanzada, simplemente posee un dominio casi monopólico al cubrir el 90% de la demanda mundial. Además, señala el Departamento de Estado de USA “Geográficamente, el Estrecho de Taiwán es una vía internacional clave. Las rutas marítimas de Taiwán son las arterias del comercio global: la mitad del comercio mundial pasa por el Estrecho de Taiwán”.

A esta monumental importancia geoeconómica, tecnológica y comercial a escala mundial, se suma que desde el pasado 2012 el Presidente chino Xi Jinping lanzó su discurso “El sueño chino”, convertido en su propuesta programática de gobierno y en el cual ha colocado como aspecto medular “la unificación de China” dentro del objetivo del “rejuvenecimiento nacional”, para lo cual, el mandatario ha anunciado una y otra vez, que no renunciará al uso de la fuerza. Esta tensa situación de hostilidad generada por Pekín contra Taipéi, se ha exacerbado en la medida que la comunicación entre Washington y Pekín sufre un importante desgaste desde la gestión de Trump.

Amén, de los conflictos bélicos recientes, que incrementa el estrés y el nerviosismo en la política internacional, vale decir: la invasión rusa a Ucrania y la guerra de Israel contra Hamas en la Franja de Gaza, luego de los horrendos ataques terroristas perpetrados por Hamas en los kibutz de Be´eri a finales de 2023.

Sobre este contexto, el 1 de enero del presente año, Xi Jinping se refirió a Taiwán en términos muy duros, subrayando insistentemente que China se reunificará con los chinos de ambos lados del Estrecho.

Pese a todas las amenazas retóricas y otras no tan retóricas, como las constantes incursiones de aviones chinos de combate con armamento real sobrevolando la zona del Estrecho de Taiwán, este sábado 13 de enero tendrán lugar las elecciones presidenciales y parlamentarias de Taiwán. La disputa se dará entre tres grandes partidos: el histórico Kuomintang (los azules) con Ho Yu-ih; el Partido Democrático Progresista (los verdes) por el oficialismo con William Lai y; el Partido Popular de Taiwán (los blancos) Ko Wen-je.

La campaña ya está en recta final, siendo ésta eclipsada por los partidos grandes, el oficialismo y los azules, cuyos candidatos se encuentran en un empate técnico, entre tanto, el candidato de los blancos está rezagado con 10% por debajo. El factor medular de la discusión ha sido justamente el papel de Taiwán respecto a China, ante los cuales, Lai del oficialismo tiene una postura calificada de “soberanisita” siguiendo la línea de la actual mandataria Dra. Tsai Ing-wen, Ho opta por una postura de acercamiento y finalmente Ko habla de su posición moderada o la tercera vía, por demás ambigua.

La discusión de los candidatos dista mucho del sentir de los taiwaneses en las calles, pues, según datos de Jean-Michelle Cole (2024), menos del 2% de los taiwaneses desean unirse con sus pares continentales y 6% cree que deben avanzar en esa dirección en el futuro. En todo caso, menos del 10% se inclina por la unificación con China, entre tanto la aplastante mayoría (más del 90%) aspiran por un Taiwán al menos autónomo, ergo, mantener el actual status quo.

Los temas de discusión de la ciudadanía, por ejemplo: los electores jóvenes, se preocupan por temas más cercanos a sus vidas: acceder al primer empleo y una mejora de los salarios con respecto a sus pares de la región, mientras que los adultos contemporáneos profesionales se inclinan a temas como el acceso a la vivienda, una situación devenida en una problemática reciente para las parejas, sobre todo capitalinas.

Para cerrar, sólo resta decir, que los taiwaneses acudirán a las urnas este sábado con unos candidatos cuyas propuestas son muy similares en lo interno y cuyo gran factor diferenciador, es justamente la política exterior de Taiwán en el futuro. Todo ello, en una región cada vez más tensa, dado el incremento de la competición entre USA y China en su puja por el domino del tablero mundial, un Kim Jong Un cada vez más amenazante y un Japón más proclive al rearme para responder la hostilidad de China.

Nahem Reyes

Doctor en Historia por la Universidad Católica "Andrés Bello", Investigador de la Universidad de Tamkang y Miembro del Foro de Madrid, @Nahem.360.

Informe Orwell es un medio de información independiente que parte de dos principios base para su funcionamiento: verdad y libertad.

En tiempos donde la mayoría de los medios de “comunicación” se han transformado en vehículos de propaganda del poder establecido y los políticos, nuestro equipo busca contrarrestar la desinformación hegemónica y sacar a relucir las noticias que incomodan al eje dominante.

Si está en sus posibilidades, le agradeceríamos donación de recursos que emplearemos en mantener operativo nuestro sitio web, pagar servidores y los salarios de nuestro equipo, para así poder seguir informándoles.

Cualquier donación es bien recibida.

                 

También agradecemos que comparta nuestro trabajo en redes sociales para poder llegar a millones de personas en el mundo.

Te recomendamos leer:

¿Nos brindas un café?

Tu apoyo es indispensable para poder sostener nuestro equipo e informar a la población.