Las confesiones del exembajador y espía del castrismo Manuel Rocha: se hacía pasar por una persona de «ultraderecha» para «fortalecer la revolución cubana»

Su principal preocupación, según sus propias palabras, era evitar acciones de Washington que pusieran en peligro la Revolución cubana.

En un giro impactante, Víctor Manuel Rocha, exembajador de Estados Unidos, ha sido arrestado en Miami bajo cargos de espionaje para Cuba durante más de cuatro décadas. Rocha, nacido en Colombia el 23 de octubre de 1950, y con ciudadanía estadounidense y dominicana, confesó sus actividades a un agente encubierto del FBI que se hizo pasar por un espía cubano.

Según el documento de acusación entre 2022 y 2023 se llevaron a cabo tres reuniones grabadas entre Rocha y un agente especial del FBI que se presentó como ‘Miguel’, representante de la Dirección General de Inteligencia de Cuba.

Durante estos encuentros en español, el exdiplomático describió constantemente a Estados Unidos como «el enemigo» y admitió que su principal preocupación mientras trabajaba para el Departamento de Estado era «fortalecer la Revolución» cubana.

Rocha, con más de dos décadas de servicio para el Gobierno de Estados Unidos, ocupó diversos cargos en embajadas, desde República Dominicana hasta Argentina, y fue embajador en Bolivia entre 1999 y 2002. También desempeñó funciones clave en el Consejo de Seguridad Nacional y asesoró al Comando Sur de Estados Unidos.

El Departamento de Justicia lo acusa de espiar para Cuba desde su ingreso al Departamento de Estado en 1981 hasta la fecha de su arresto. Durante este período, Rocha tuvo acceso a información clasificada y la capacidad de influir en la política exterior estadounidense, según la acusación.

La sospecha sobre Rocha comenzó en 2022, cuando el FBI lo contactó por WhatsApp a través de un agente encubierto que le entregó «un mensaje de sus amigos en La Habana». Tres reuniones posteriores, incluida una frente a la Primera Iglesia Presbiteriana de Miami, llevaron a la impactante confesión del exembajador.

Rocha admitió que, mientras se hacía pasar por «un hombre de ultraderecha» en Estados Unidos, seguía siendo un «compañero» del régimen cubano. Su principal preocupación, según sus propias palabras, era evitar acciones de Washington que pusieran en peligro la Revolución cubana.

El exembajador afirmó haber fortalecido la Revolución con sus acciones, destacando golpes significativos contra Estados Unidos. En su relato, elogió a Fidel Castro, a quien se refería como «comandante».

Después de estas revelaciones, agentes de los Servicios de Seguridad Diplomática de Estados Unidos se dirigieron a su domicilio para interrogarlo. A pesar de las pruebas, Rocha negó por completo haber contactado con agentes cubanos, llegando incluso a contradecir sus propias confesiones cuando se le mostraron fotos de las reuniones.

El Representante Michael McCaul, presidente del Comité de Asuntos Exteriores de la Cámara Baja, emitió una declaración en la que calificó los cargos contra el exembajador Rocha como un abuso flagrante del cargo público. McCaul destacó que colaborar con un régimen criminal y antiestadounidense es uno de los peores delitos que un ciudadano estadounidense puede cometer contra la nación. En sus palabras, «Su condena sería un recordatorio de que el régimen cubano sigue siendo una amenaza constante para los Estados Unidos y nuestros intereses en todo el mundo.»

El arresto de Víctor Manuel Rocha no solo sacude las estructuras de la diplomacia sino que plantea interrogantes sobre la seguridad nacional y la lealtad de quienes han ocupado roles prominentes en el aparato gubernamental de Estados Unidos. Este caso, que ha dejado al descubierto una trama de espionaje de décadas, sin duda generará repercusiones a nivel internacional y reforzará los protocolos de seguridad en la esfera diplomática.

Ian Orwell

Ian Orwell es el editor en jefe de Informe Orwell, viajó desde el futuro para alertar a la humanidad sobre los peligros del totalitarismo y el colectivismo

Informe Orwell es un medio de información independiente que parte de dos principios base para su funcionamiento: verdad y libertad.

En tiempos donde la mayoría de los medios de “comunicación” se han transformado en vehículos de propaganda del poder establecido y los políticos, nuestro equipo busca contrarrestar la desinformación hegemónica y sacar a relucir las noticias que incomodan al eje dominante.

Si está en sus posibilidades, le agradeceríamos donación de recursos que emplearemos en mantener operativo nuestro sitio web, pagar servidores y los salarios de nuestro equipo, para así poder seguir informándoles.

Cualquier donación es bien recibida.

                 

También agradecemos que comparta nuestro trabajo en redes sociales para poder llegar a millones de personas en el mundo.

Te recomendamos leer:

¿Nos brindas un café?

Tu apoyo es indispensable para poder sostener nuestro equipo e informar a la población.